Cuidemos nuestro monumento insignia

Por Richard Portorreal

Con el hallazgo del cadáver en las inmediaciones del Faro a Colon de un joven de 21 años con una 42 estocada en su cuerpo, como activista social de esta zona geográfica de Santo Domingo Este, me llama a preocupación que está zona vuelva a ser como era en la década de los años 80s.

Era una zona sumamente peligrosa, en ese entonces era común el hallazgo de diversos cuerpos sin vida, muchos los asesinaban en el mismo lugar y otros eran simplemente tirados en el mismo entorno donde se produjo el hallazgo del cuerpo inerte de este joven asesinado.

Como residente y amante de este municipio quiero llamar la atención de las autoridades del gobierno central así como a las municipales, a realizar una gran alianza con diversos sectores sociales y comunitarios de Santo Domingo Este a fin de que juntos rescatemos el área y el entorno del Faro a Colón, principal monumento el cual es icono y forma parte de la identidad de Santo Domingo Este.

A raíz de un tema tan sonado como la Marca País, el Faro a Colon, así como el monumento a la Caña son parte de los símbolos que dan identidad a nuestro municipio.
Desde el gobierno central se puede dar solución a este problema, aportando los fondos necesarios para que desde la gobernación del Faro a Colon junto a la creación de un real patronato integrado por hombres y mujeres de buenas voluntad que tengan como norte convertir este monumento y su entorno en un lugar que despierte la fascinación de ser visitado e incluido en los lugares de visitas obligada tanto para turista extranjero así como en el turismo local.

A sabiendas que el Faro a Colon como institución es un monumento dependencia del Ministerio de Cultura, y se rige por una gobernación, ahora yo me pregunto el Monumento a los Héroes de la Restauración de Santiago es también un monumento icono que identifica a la ciudad corazón pero esos jardines siempre están impecables, en donde resalta sus gramas y árboles bien podados, imagino que ese monumento tendrá brigadas fija para su mantenimiento y por la belleza que exhibe se ve que da los resultado esperado, ahora bien; si en Santiago se puede, porque en el momento Faro a Colon no se puede colocar brigada fijas de ornato y mantenimiento para sus amplio y hoy horroroso Jardines.

Por buenas y mejores intenciones que tengan las brigadas del Ayuntamiento de Santo Domingo Este así como de la Dirección General de Embellecimiento brigada estas que le facilitan a la gobernación del Faro a Colón, cuando vienen a llegar a los jardines de la parte trasera del importante monumento, ya la gramas de la parte frontal vuelven a estar alta por lo extenso del terreno, querer es poder si hay decisión y voluntad todos juntos podemos rescatar este buque insignia que identifica el municipio más pujante que tiene la República Dominicana, no podemos dejar que el entorno de nuestro principal monumento sea una zona aterradora que le produzca miedo a quienes lo utilizan como medio para ejercitarse desde muy temprana hora de la mañana , si nosotros no ponemos atención a esta problemática, mañana estaremos lamentando y observando un obra gigante que sería un elefante blanco, que más un lugar de atracción turística sería el lugar perfecto para tener un monumento del terror.

SHARE